Publicado el

Lector cero: “no me he enterado de nada”

Cuando escribes en un blog parece poco relevante qué pasa cuando un lector aterriza en uno de tus contenidos. No, no estoy loco, todos miramos con ansiedad la tasa de rebote, el número de páginas vista por visita y el tiempo de permanencia en la página. Sí, pero ¿realmente te has preocupado de saber lo que piensa tu lector del contenido que has publicado? ¿Te has planteado por qué no ha terminado de leer la página, por qué no ha pulsado en los contenidos relacionados o recomendados, o por qué no se ha suscrito a tu magnífico, flamante y sensacional newsletter que tanto esfuerzo te cuesta y que con tanta dedicación intentas que se vea atractivo para captar suscriptores?

Bien, pues no es de eso de lo que quiero hablar, quiero decir, que eso da para un capítulo aparte, pero quería hacer el paralelismo con lo que hacemos cuando escribimos un relato (del tipo que sea): contrariamente a lo que nos preocupamos por saber de un blog, cuando escribimos un relato buscamos la aceptación del lector cero, de ese lector incondicional a la vez que sincero; de ese lector al que le obligas (aunque parezca que lo hace voluntariamente) a leer tus relatos para que te de una opinión sincera (y vaya si lo hace).

Lo que ningún escritor quiere oír de su lector cero es “no me he enterado de nada”. Pero ¡ay!, cuántas veces pasa esto. Puede que a partir de la tercera ya nos hayamos aprendido la lección y no cometamos los errores que llevan a un lector a decir “no sé de qué estás hablando, me lo he leído porque es tuyo pero no he entendido nada”.

Que la fiesta no decaiga

Si nos ocurre esta situación, lo primero que tenemos que hacer es no caer en una profunda depresión, no tirar la pluma, no tirarse de los pelos: esto puede pasar, y no pasa nada. Bueno, si pasa, que tenemos que reescribir el relato. Pero que la fiesta por haber terminado la primera escritura del relato no decaiga, porque ese paso era necesario para seguir avanzando con los siguientes, y es un éxito concluir un relato con cierta satisfacción propia aunque a los demás no les guste nada de nada o simplemente no lo entiendan.

No se trata de si la historia es buena o mala, si los personajes son planos o llenos de matices, si evolucionan o no, si las secuencias tienen sentido, si hemos metido un deus ex machina de repente porque nos hemos metido en un lío nosotros solitos, no, no se trata de eso. Lo primero de lo que se trata es de que la historia se entienda. Después vendrá el “bueno, no está mal” que quiere decir “no me ha gustado nada”. Pero aún no hemos llegado a eso (a lo mejor no tenemos que llegar a eso nunca).

¿Has corregido el relato?

Si no lo has hecho, ya estás tardando. Lo que le has pasado a tu lector cero es un borrador, no la novela terminada. ¿Has visto un manuscrito clásico alguna vez? Echa un vistazo a las imágenes de Google y verás lo que es un manuscrito con cientos de correcciones e incluso páginas enteras tachadas. Si no has tenido que reescribir apenas ninguna parte de tu relato, lo que ha ocurrido es que eres un crack o simplemente tienes un borrador y te has adelantado a entregarlo para su lectura.

Si ya habías corregido tu relato (y no me refiero obviamente ala corrección ortotipográfica), tendrás que revisarlo de nuevo con otros ojos, con los ojos de tu lector. Puede resultar duro, pero es que no te puedes saltar ningún paso si quieres que el resultado sea adecuado.

Por dónde empezar

Cuando pasa algo así como el “no me he enterado de nada” lo mejor es preguntarle al lector cero: “¿de qué va lo que has leído? hazme una sinopsis en dos o tres frases”. Con eso ya tendrás la primera clave de qué es lo que no se entiende de tu relato y por qué. Ahora relee lo escrito pensando en lo que ha entendido tu lector y sabrás exáctamente lo que no funciona. ¿Cómo cambiarlo? ¡Ah! eso es cosa tuya. Algunas opciones:

  • Si utilizas frases muy largas, acórtalas.
  • Si te enrollas con largas explicaciones, redúcelas o distribuye la información en varias escenas.
  • Si no explicas cosas que no se pueden dar por hechas, explícalas (sin pasarte).
  • Aprovecha para mejorar todo aquello que veas que es mejorable, aunque eso te suponga reescribir escenas enteras o añadir nuevas escenas.

Vuelve a confiar en tu lector cero

En este momento tu lector cero es lo más importante de tu vida. Si hace falta le haces la pelota para que vuelva a leer tu relato o le invitas a cenar, pero necesitas esa segunda opinión de la misma persona que leyó el primer borrador, y que siga siendo sincero. Prométele que aunque no le guste y tengas que volver a repasarlo no le vas a pedir que se lo lea una tercera vez, que no se preocupe y que puede seguir siendo sincero.

A partir de aquí el resultado puede ser muy variado, pero seguro que has sido capaz de mejorar la escritura, la historia, la forma de explicarte… seguro que has mejorado. Lo que también es seguro es que debes seguir mejorando relato a relato, que lo que has escrito hasta ahora no es perfecto, pero tampoco lo tiene que ser.

Recuerda, “el talento no se tiene, se suda” (cita de Juan Gómez Jurado).

Publicado el

Los premios Kelvin 505 del 2018 en nuestras librerías

Los premios Kelvin 505 destacan las mejores novelas de ciencia ficción, fantasía y terror publicadas en España. Para los que no son fans del género, los premios están organizados por el festival Celsius 232, toda una referencia en estas materias, y cuyo nombre proviene de la obra cĺásica de ciencia ficción y distópica, Farenheit 451 que trata sobre la prohibición y quema de los libros para evitar la locura del hombre.

Estos premios Kelvin 505 se fallaron por primera vez en el año 2016 y por su calidad prometen estar presentes por mucho tiempo.

En la edición de este año 2018 han sido galardonadas las siguientes novelas:

Mejor novela traducida al castellano:

La quinta estación: La Tierra fragmentada I, de N.K. Jemisin, editado por Ediciones B.

  • Libro La quinta estación: La Tierra fragmentada I

    ¡-5%! 20,00 19,00
    Pronto Disponible

Mejor novela original en castellano: Las tres muertes de Fermín Salvochea, de Jesús Cañadas, editado por ROCA.

  • Libro Las tres muertes de fermin salvochea

    ¡-5%! 18,90 17,95
    Pronto Disponible

Mejor novela juvenil original en castellano: La segunda revolución: Heredero, de Costa Alcalá, editado por Montena.

  • Libro Segunda revolución: heredero

    ¡-5%! 17,95 17,06
    Pronto Disponible

Mejor novela juvenil traducida al castellano: El árbol de las mentiras, de Francis Hardinge, editado por BAMBU EDITORIAL.

  • Libro El árbol de las mentiras

    ¡-5%! 12,90 12,25
    Pronto Disponible

¡Esperamos que os gusten!

Publicado el

Nuestras recomendaciones para hoy, Día Europeo de la Música

La “Fiesta de la Música” nació en Francia a principio de los 80. Poco a poco se popularizó y en 2016 hubo más de 120 países que celebran el 21 de junio como el Día Internacional de la Música. En España y Europa lo veremos más como Día Europeo de la Música, ya que su origen y extensión tiene lugar en Francia.

Para conmemorar esta fecha os ofrecemos algunos libros interesantes que de una manera u otra tienen a la música como hilo conductor.

Libro técnico

  • Libro Crear,editar,compartir música digital

    ¡-5%! 15,70 14,91
    Pronto Disponible
  • Libro Edición de audio con adobe audition: curso práctico

    ¡-5%! 19,90 18,90
    Pronto Disponible

Novela

  • Libro La música de las sombras

    ¡-5%! 9,95 9,45
    Pronto Disponible
  • Libro La música del adios

    ¡-5%! 19,00 18,05
    Pronto Disponible

Ensayo

  • Libro Música y matemáticas

    ¡-5%! 15,00 14,25
    Pronto Disponible
  • Libro El jazz de la fisica

    ¡-5%! 19,00 18,05
    Pronto Disponible

Histórica

  • Libro Mystery train: imagenes america música rock & roll

    ¡-5%! 22,90 21,76
    Pronto Disponible
  • Libro Música andalusí

    ¡-5%! 15,00 14,25
    Pronto Disponible

Infantil

  • Libro 101 juegos musicales

    ¡-5%! 16,95 16,10
    Pronto Disponible
  • Sam Taplin

    Libro Mis primeras notas musicales

    ¡-5%! 13,95 13,25
    Pronto Disponible
Publicado el

La Olvidoteca serendípica del Hotel Conde Duque

En el año 2007 el Hotel Conde Duque de Madrid decidió poner en marcha la iniciativa de las Olvidotecas. Actualmente el hotel pertenece a la cadena Sercotel y las Olvidotecas florecen en varios de sus hoteles. Han pasado ya unos años y las Olvidotecas de los hoteles siguen en marcha.

¿Pero qué es una Olvidoteca?

Es algo tan sencillo como una biblioteca de libros olvidados por los huéspedes del hotel, una vez que han pasado un año entero a buen recaudo por si sus dueños los reclaman. Los departamentos de objetos perdidos son siempre una fuente de inspiración, y quiere el destino que lo que más se olvida la gente en los hoteles son libros.

Una biblioteca políglota de clientes (involuntarios) para clientes, una iniciativa que llama la atención y gusta a partes iguales, de forma que algunos huéspedes dejan voluntariamente sus libros con dedicatoria para la Olvidoteca. Por cierto, que es marca registrada, y de ahí que en el título de este artículo mencione el nombre del hotel.

Pero existen otras olvidotecas completamente diferentes. Desde 2015 la Biblioteca Pública Provincial de Córdoba, sita en el antiguo palacio episcopal de la localidad ofrece la Olvidoteca como un juego en el que el visitante se lleva prestado un libro envuelto sin saber cuál es, una cita a ciegas con los libros menos leídos llamados “los olvidados”.

Creo que el nombre que comparten ambas iniciativas no está relacionado, y que simplemente surgió espontáneamente en los distintos lugares cada uno en su momento. De hecho otras personas lo utilizan con un sentido similar, aquellos libros que tienen en los estantes olvidados y cogiendo polvo pero que merecen la pena. Y al contrario hay quien interpreta en el término la intencionalidad de olvidarse de esos libros que no han gustado nada.

Así que hay para todos. Yo me quedaré con el concepto original que parece ser el más antiguo y el que además aporta una recomendación de lectura serendípica, de esas que no te puedes resistir y no debes rechazar.

Publicado el

Vuelven los vikingos y el mundo celta con la continuación de Neimhaim

Aránzazu Serrano ha anunciado el lanzamiento de la continuación de Neimhaim coincidiendo con la celebración de la Feria del Libro en Madrid.

Este segundo libro, casi deberíamos decir que el cuarto puesto que el primero son tres libros en uno, promete ser tan apasionante como el primero, y desde luego, igual de extenso.

Neimhaim: los hijos de la nieve y la tormenta, el origen de esta novela fantástica ambientada en el mundo celta fue editado en 2015 y ahora llega Neimhaim: el azor y los cuervos, editado por Plaza&Janés.

El próximo 7 de junio estará disponible para su compra y ya se puede reservar en Basikfan.com

Según nos cuenta Laespadaenlatinta.com:El azor y los cuervos se presentará el 22 de junio a las 18:30h en la Fnac de Callao (Madrid), en un evento donde se contará con la autora y espera alguna que otra sorpresa ya que la presentación coincide precisamente con el Midsummarblót, es deceir, el solsticio de verano que conmemora la muerte de Balder.”

La propia autora cuenta a través de Twitter que estará en la Feria del Libro de Madrid los sábados 2 de junio (en una charla) y el 9 de junio firmando ejemplares de sus libros.

Por nuestra parte queremos apoyar este lanzamiento tan esperado del género fantástico de una autora española y sorteamos 3 ejemplares del primer tomo de Neimhaim, los hijos de la nieve y la tormenta, entre todos los suscriptores de nuestro boletín específico de Basikfan. Apúntate aquí al boletín y participa en el sorteo.

Publicado el

El libro de los libros se hace película

Me estoy refiriendo al famoso libro Fahrenheit 451 del estadounidense Ray Bradbury, un icono de la novela de  terror, ciencia ficción y fantasía aunque escribió también no ficción. Este fue una de sus primeras obras de gran éxito, basada en un mundo distópico donde los libros son quemados por contener la “locura” del mundo, para que todos podamos ser iguales y felices.

Creo que lo podríamos elegir el libro de los libros por el simbolismo que contiene. Ese intento de control de las personas, en este caso a través de la quema de libros, es un tema recurrente que reaparece en nuestras conversaciones actuales cada vez que se habla de los avances tecnológicos, de redes sociales, de información, y de  Inteligencia Artificial. Pero sobre todo, lo elegiría el libro de los libros por lo que realmente significan los libros para la Humanidad que queda muy bien reflejado en esta obra.

El libro Fahrenheit 451 fue publicado en 1953 y ya en 1966 tuvo su adaptación cinematográfica. Ahora la productora de la cadena HBO ha terminado la realización de una nueva adaptación. [Nota: no tengo ni tenemos ninguna relación con HBO].

Se trata de todo un clásico que ha inspirado tanta ciencia ficción y distopía desde entonces. Por si alguno aún se pregunta de dónde sale el título del libro, hace referencia a la temperatura en grados Fahrenheit a la que arde el papel.

La desaparición de los libros, en particular su incineración, es un tema sobre el que ya escribió H.G. Wells en su libro La Máquina del Tiempo publicado en 1895 y según las variadas adaptaciones cinematográficas de esta obra, queda reflejado igualmente en la mayoría de ellas.

Si nos remontamos sólo unos pocos años, y hablando de cine, en el 2010 se estrenó la película El Libro de Eli, otra distopía futurista en la que un hombre se sobrepone ante toda adversidad para salvar de la destrucción un misterioso libro que lleva en la mochila, uno de los pocos o el único que parece que se conserva.

 

Publicado el

El calendario compacto para el escritor

Un Calendario Compacto es útil para todo aquél que tenga que planificar acciones a lo largo de todo un año y necesite de un solo vistazo saber qué días puede hacerlo y qué otras actividades tiene los días de alrededor.

No se trata de una agenda diaria, sino de disponer de un calendario con las actividades principales, comienzos y fines de tareas marcadas en el calendario de acuerdo a las necesidades de cada uno.

Aparte del calendario compacto, cada uno llevará una agenda o un bullet journal o lo que más le guste. La gracia de este calendario compacto es que cabe en una sola hoja (DIN A4) y que rápidamente podemos ver si nos estamos saturando de trabajo o tenemos hueco para irnos unos días de vacaciones… o lo que sea.

Este calendario consiste en una columna con todos los meses del año y a la derecha espacio libre para indicar los días y las actividades, eventos o hitos que queremos, de forma esquemática. Aunque parezca poco espacio, en realidad es suficiente para indicar las fechas importantes con sus tareas. Como digo no se trata de una agenda diaria, sino de una planificación anual o mensual general.

En esta versión que podéis descargaros lo ideal sería ir marcando por ejemplo los certámenes literarios a los que nos queremos presentar, las fechas autoimpuestas para comenzar actividades de corrección o revisión de alguna obra, o simplemente indicar los hitos que queremos que conformen nuestro año vital.

Puedes descargar aquí mismo el calendario compacto para el escritor 2018. Si lo quieres difundir lo puedes hacer libremente, enlazándolo tanto desde nuestros servidores como colgándolo en otro lugar.

Si crees que deberíamos añadir alguna fecha importante premarcada en este calendario compacto, o indicar el marcado de algún otro tipo de actividad no dudes en decírnoslo en los comentarios o por correo electrónico a agace () basicast.com

Publicado el

La meta del escritor

Hace unos días me preguntaba un amigo que qué tenía que hacer para entender el mundo online y posicionar su negocio en él. Mi respuesta inicial fue muy poco aclaratoria porque además le respondí con otra pregunta: ¿Qué objetivo quieres conseguir?

Todos los días le doy vueltas a qué podemos hacer mejor en Basicast para que sea útil para los escritores, que les sirva de verdad. Y la respuesta que me doy de vez en cuando a mí mismo es ¿cuál es el objetivo de un escritor? ¿cuál es la meta del escritor?

Hay un libro muy interesante sobre innovación en los negocios que está presentado a modo de novela alrededor de una fábrica que necesita mejorar su resultados o echará el cierre. Este libro es “La Meta”, de Eliyahu M. Goldratt. (enlace a CasadelLibro) [La Meta, enlace a Amazon] La idea que guía todo el libro es que todos los pasos que se dan en un negocio deben responder a “la meta” establecida, sea cual sea.

Este concepto es aplicable a cualquier cosa, no sólo a los negocios.  Así que para poder construir algo que sea útil a los escritores, necesito saber primero cuál es su meta. Aunque podría parecer lo contrario, no todos los escritores tienen la misma meta. Nos encontramos con varios tipos de escritores:

  • Escritores noveles que están escribiendo su primera o segunda novela cuyo objetivo es ver que sus libros tienen cierta aceptación entre el público sin mayores pretensiones.
  • Escritores a tiempo parcial que desean llegar al público más amplio posible pero que no se plantean estar en las librerías en formato físico (que es como se compran aún el 80% de los libros).
  • Jóvenes escritores que quieren dedicarse a escribir aunque no saben cómo lo van a lograr.
  • Escritores de nicho que viven de su trabajo de escritor (y alrededores).
  • Escritores populares que alguna vez entraron en las listas de los más vendidos en papel en las librerías y se han posicionado bien en el sector.
  • Escritores súper populares que todo lo que escriben se convierte en un best seller.

Seguro que me dejo algún tipo más, pero creo que aquí están representados la mayoría.

Así que la cuestión es si Basicast se quiere dirigir a todos ellos, sólo a una parte… Pero no estoy escribiendo este artículo para hablar de “mi libro”, sino para llegar a la conclusión de cuál es la meta del escritor.

En resumen creo que hay dos metas que tienen los escritores, la primera, o la primera y la segunda:

  • Ser leído por una gran cantidad de personas (los motivos de cada uno difieren).
  • Ganar el suficiente dinero como para vivir de la actividad de escribir.

Creo que habrá pocos que lo hagan simplemente por dinero, entre otras cosas porque hay muchas alternativas para lograr hacer dinero antes que escribiendo libros… pero esa es otra historia en la que no me voy a enredar.

¿Y la tuya, cuál es tu meta como escritor? Deja tu comentario o escríbeme a agace (arroba) basicast.com

Publicado el

Ruido blanco para escribir… o para dormir

El ruido blanco se define de forma coloquial como un ruido de fondo constante y monótono. Técnicamente es un ruido cuya señal contiene todas las frecuencias y todas ellas muestran la misma potencia. Es el mismo fenómeno que  ocurre con la luz blanca.

El primer pensamiento que nos puede llegar a la cabeza con respecto a un ruido de fondo monótono y constante es que es molesto, sin embargo, es justo todo lo contrario. El ruido blanco puede ayudar a dormir en personas con trastornos del sueño, aunque su utilización habitual es justo la contraria.

El ruido blanco como potenciador de la creatividad

Está demostrado que el ruido de fondo de una cafetería en una intensidad de 70dB (decibelios) potencia la creatividad. Más allá de la explicación científica, lo mostraré a través de un ejemplo práctico.

Si eres conductor de coche (o cualquier otro vehículo de de cuatro ruedas mayor tamaño), seguro que en algún momento has tenido que aguantar el “chiste” de apagar la radio para aparcar correctamente. Es una realidad que se aparca con mayor eficacia si apagamos la radio del coche. Esto es debido a que la zona del cerebro que procesa el sonido y la vista es la misma y si estamos procesando sonidos no podemos procesar a la vez con la misma precisión lo que ven nuestros ojos cuando calculamos la mejor forma de aparcar. [Nota mental: esto me recuerda la sinestesia (percepciones cruzadas entre sentidos, tema ideal para una novela), pero eso es otro tema que nada tiene que ver.]

La reacción al sonido es una cuestión de supervivencia. Si estamos aquí hoy es porque nuestros ancestros y nuestros precursores (primates) se ponían en guardia ante cualquier sonido que pudiera significar un peligro. Así que nuestro cerebro está preparado para “darse cuenta” o “fijarse” en todos los sonidos que nos llegan.

Ahora bien, si tenemos un ruido de fondo que no tiene significado para nosotros, como es el sonido blanco, nuestro cerebro puede “dejar de prestarle atención” a este área del cerebro y por tanto centrar la actividad en otras áreas como las responsables de la creatividad.

¿Suena bien esto verdad? Pues no es una explicación científica sino una forma en la que yo explico este tipo de cosas, así que nadie lo tome como una verdad ni como una explicación científica de lo que sucede en realidad en nuestro cerebro.

Lo que sí está demostrado es que ese sonido de cafetería dispara la creatividad, al menos en este estudio que enlazo.

El escritor necesita de la creatividad

En esto estaremos de acuerdo, cuestiones científicas aparte, luego parece que al escritor le viene bien escribir en una cafetería mejor que en una biblioteca.

Como en todo dependerá de cada persona, pero si hacemos una encuesta entre escritores, seguramente una buena parte utilizan algún tipo de música de fondo mientras trabajan.

Por hablar de mi caso concreto, normalmente durante el día prefiero el silencio casi absoluto para trabajar, pero por la noche, cuando los sentidos ya no están tan despejados, el sonido de fondo me permite concentrarme mejor y ser más efectivo.

Tras el estudio anterior de la cafetería me ha asaltado la duda de cómo saber cuánto son 70dB. Ya que a partir de 80-85dB se considera exceso de ruido, estamos hablando de un ruido moderadamente intenso.

¿Cómo podemos reproducir este ruido blanco para concentrarnos o ser más creativos?

Pues como con casi todo, hay muchas iniciativas que nos permiten disfrutar de un sonido de fondo para trabajar a gusto. Se trata de webs que en algunos casos incluso disponen de aplicaciones móviles para llevar con nosotros el ruido blanco allá donde vayamos. Los servicios que más me han gustado son estos:

  • Coffitivity: El más famoso de todos. Reproduce el sonido de una cafetería. En realidad no me gusta demasiado porque el ruido es de una cafetería extranjera, y no me resulta familiar, pero como es el más popular lo referencio.
  • Rainmood: Si te gusta el sonido de la lluvia este esta es una buena opción. Además lo puedes combinar con la música instrumental de algún artista.
  • Soundown: Este es el servicio más sofisticado en el que puedes elegir entre diez sonidos de fondo diferentes. Cafetería, lluvia, mar, fuego, pájaros, naturaleza nocturna, tren, fuente, ruido blanco y parque infantil.

 

 

Publicado el

Una alternativa al #NaNoWriMo

Llego tarde para hablar del #NaNoWriMo, pero como precisamente lo que planteo es una alternativa para los que finalmente no se apuntan al reto, bien está.

Yo no me apunto, sobre todo porque mis obligaciones actuales no me permiten dedicar el tiempo necesario para escribir la que sería mi primera novela. Tampoco creo que sea la mejor forma de encarar una primera novela.

Y ahí es dónde está la clave. Quiero plantear un reto alternativo para todos aquellos que quieren escribir una novela, tienen la idea más o menos definida, pero aún no se han puesto manos a la obra. Y se trata de su primera novela.

Comenzar a escribir a destajo probablemente no es la mejor opción con la primera novela. ¿Has preparado adecuadamente la escaleta, los personajes, las escenas? Si no has escrito una novela antes, probablemente te surgirán numerosas dudas con respecto a la forma de escribir, con relación a la trama, los personajes… y todo esto es necesario tenerlo muy claro si queremos cumplir con un reto como el NaNoWriMo.

Yo he escrito otro tipo de libros, de temas de formación para profesionales, y no tiene nada que ver. En una novela hay que idear una trama y unos personajes que deben ser sólidos a la vez que evolucionar… no voy a descubrir ahora los secretos de la novela. El caso es que la primera novela hay que escribirla sin la presión del tiempo que supone el NaNoWriMo, o al menos así lo creo.

De todas formas, sea tu primera novela o no, ¿no te ha dado tiempo de prepararlo todo para el NaNoWriMo? Perfecto, tu objetivo para este mes de noviembre puede ser hacer este trabajo previo a conciencia, sin demasiadas prisas, pero sin pausa. Que al finalizar el mes hay quien podrá decir que ha escrito 50.000 palabras, pero tú podrás decir que tienes tu novela (la primera o no) planificada al dedillo, de principio a fin, sin cabos sueltos, con toda la escaleta bien definida, con los personajes claros, con su origen, su personalidad, su evolución, sus cambios y sus metas.

Utiliza el mes de noviembre para planificar tu obra con detalle, y en enero, arranca a escribir tu nueva novela. Y que tu novela florezca en primavera, la corriges y maquetas, le das una portada, y la publicas para verano.

No está nada mal el plan. Como ves no he ido con prisas, pero sí marcando objetivos intermedios. Veo a diario en las redes sociales escritores noveles que no terminan de sacar adelante sus obras (novelas, cuentos o comics), y que no saben si ahora hacer esto o lo otro, si avanzar por una lado o por el contrario.

Lo que ocurre es que no se han marcado objetivos. Objetivos alcanzables, con sentido, con plazos. Por eso resultan tan interesantes los certámenes literarios, porque te marcan un objetivo a dos o tres meses vista. Sea cual sea tu actividad, aunque ahora hablamos de escribir, necesitamos una planificación con objetivos. No es suficiente con trabajar, es necesario cumplir las metas intermedias del trabajo, llegar a algún sitio, con un camino. Y después llegar a otro. Y esos sitios deben estar marcados en nuestro mapa, porque si no lo están, nunca llegaremos a ellos o andaremos dando tumbos.

¿Te pones en serio a planificar tu novela este mes de noviembre?